Los mejores recursos para practicar la lectura de francés

 

La inmersión es la clave para el éxito del aprendizaje de idiomas. Pero, contrariamente a mitos populares, no necesitas vivir en Francia para cosechar los beneficios del aprender francés con éxito. Una de las mejores maneras de obtener su dosis diaria de inmersión en francés es leer libros franceses, noticias y otros textos que disfrute (eso o ver la televisión francesa y escuchar podcasts franceses). Estos son algunos recursos de lectura para principiantes y avanzados aprendices del francés.

¿Qué debería leer para mejorar su francés?

Lea algo que le guste. Lo más importante es estar interesado en lo que está leyendo. No debe quedarse dormido mientras lee en francés. De lo contrario, hará todo lo posible para evitar leer en francés y renunciar rápidamente. Piense en lo que lee en su lengua materna y busque textos similares que pueda leer en francés.

Ya sea sobre moda, cocina o jardinería, no importa, lo más primordial es que le guste leer lo que haya escogido.

Lea algo que esté ligeramente por encima de su nivel

Además de leer algo que le guste, tiene que encontrar un punto clave entre el contenido que es demasiado fácil y el contenido que es demasiado complicado. Elige algo demasiado fácil y no harás ningún progreso, elige algo demasiado complicado y rápidamente te rendirás.

Mediante la lectura de un texto que parcialmente entiende, se puede ampliar su vocabulario y aprender gramática de forma natural al ver cómo se construyen las oraciones y los verbos conjugados. También es más probable que disfrutes leyendo, porque sentirás un sentido de progreso.

Desafortunadamente, esto significa que sus opciones de lecturas están restringidas por su nivel. Es por eso que se recomienda encarecidamente que utilice herramientas como Readlang, la cual logra que la lectura en francés sea mucho más agradable.

Las 3 principales razones para aprender francés

 

El francés es el idioma internacional de la arquitectura, las artes visuales, el teatro, la moda y la alta cocina. Es hablado por más de 200 millones de personas, lo que la convierte en la novena lengua más hablada del mundo. En este momento, aproximadamente 750.000 personas lo están aprendiendo. Si lo puede leer, podrá disfrutar de las obras originales de autores como Jean-Paul Sartre, Molière y Michel Foucault, y admirar las palabras de Edith Piaf. Es un lenguaje de diplomacia y sofisticación. Aquí hay tres de las principales razones para aprender francés.

Razón 1: Porque no es tan difícil

Nosotros los anglófonos no tenemos la mayor reputación de hablar lenguas extranjeras, pero el francés es el único idioma en el que muchos de nosotros podemos al menos pronunciar unas pocas palabras. Esto se debe no sólo a las similitudes, sino también al hecho de que se enseña ampliamente en las escuelas, los países de habla francesa siguen siendo destinos turísticos populares. Hay que admitir que hay algunas reglas gramaticales difíciles de aprender, pero en términos generales, la gramática inglesa corresponde relativamente a la gramática francesa.

Razón 2: Porque el francés es más que sólo en Francia

Se necesitaría toda una vida para descubrir la abundancia de las delicias que Francia tiene para ofrecer. El conocimiento del francés no sólo le da acceso a todo esto, sino también a países como Canadá, Suiza, Luxemburgo y Bélgica, donde el francés es también una lengua oficial. Y si usted está interesado en climas más cálidos para sus vacaciones, considere también que hay muchos países en África y el Caribe donde se habla francés.

Razón 3: Porque aprender francés es un paso a otros idiomas

Una de las cosas más interesantes sobre el aprendizaje de una lengua extranjera es cuánto se aprende acerca de su propio idioma. El francés era el lenguaje de la alta sociedad, y muchas de las palabras de origen francés le permiten trazar una comprensión de las diferencias de registro que todavía existen en el inglés hoy.

Herramientas que puede utilizar para leer francés más rápido

 

Se tarda más de 600 horas de estudio y práctica para llegar a ser fluido en francés (a menos que usted ya hable otro idioma basado en latín, un lenguaje romance). Piense sobre eso. Si (por ejemplo) aprende una hora de francés por semana, entonces en cuarenta semanas hará 40 horas. Necesitará quince años a esa velocidad para llegar a ser fluido, sin contar todas las cosas que se olvida en ese tiempo. ¿Alguna vez te has sentido frustrado por la enorme cantidad de tiempo que tardas en leer en francés? Por suerte, algunas extensiones de navegador (chrome, Firefox, etc) pueden hacer la lectura más rápida y en última instancia más eficaz.

Diccionario de Google

Cada vez que haga clic en una palabra desconocida, Google Dictionary buscará automáticamente la definición en diferentes diccionarios y le proporcionará una traducción en su idioma nativo. Si la palabra se refiere a un lugar o una persona, la extensión a menudo le mostrará una página en wikipedia.

¿La ventaja? No tienes que abrir el diccionario más, un clic es suficiente para traducir palabras desconocidas. Sin embargo, las traducciones no siempre son perfectamente exactas ya que el complemento utiliza Google Translate la mayor parte del tiempo.

Diccionario Tooltip

El diccionario Tooltip es una gran alternativa para los usuarios de Firefox. Básicamente hace el mismo trabajo, que es buscar la definición de palabras cuando haga clic en ellas.

Language Immersion for Chrome

Esta extensión de aprendizaje de idiomas es ligeramente diferente de las anteriores. Fue creado para sumergirte en un entorno de aprendizaje de idiomas y es exactamente lo que hace.

Cuando inicie la inmersión de idiomas para Chrome, tendrá la opción entre tres niveles de inmersión: principiante, intermedio y fluido. Dependiendo del nivel, las palabras serán traducidas a su idioma. Para leer las palabras originales, basta con seleccionar las palabras traducidas.